Mercados

Objetivos básicos en los inicios de inversión

GUÍA OBJETIVOS DE INVERSIÓN

Objetivos básicos en los inicios de inversión

Planteamiento inicial

Cuando uno se plantea iniciarse en el mundo del trading, por alguna razón no comienza esta actividad con la lógica que iniciaría cualquier otra encaminada a rentabilizar cierta cantidad de dinero.

El capital es un elemento más de los necesarios para prosperar, también hay que considerar otros no necesariamente por orden de importancia, como la propia actividad (sector, subsector económico), las personas y su preparación, las infraestructuras, los recursos tecnológicos disponibles, la cantidad de horas de trabajo que vamos a utilizar para el desarrollo de las tareas que nos lleven al logro de los objetivos de inversión, etc.

Lo habitual es bajarse la aplicación (hay una oferta extensísima), enfrentarse a la gráfica y posicionarse sin más, utilizando como criterio una sensación personal generada por nuestra propia experiencia o la un familiar, por una noticia que hemos leído, por un foro al que pertenecemos…

Y así, más o menos, según los casos, son nuestros primeros pequeñísimos pasos en el mundo del trading. Salimos armados con ilusión y poco más a competir con los mejores robots inversores diseñados por departamentos especializados, con las grandes ballenas institucionales que ponen en circulación en el mercado tales cantidades de dinero que son capaces de doblegar su tendencia o con traders experimentadísimos que cuando miran la gráfica realmente la ven.

Lo que proponemos es un momento de reflexión para planificar la actividad como la apertura de un negocio en el que por supuesto se sopesan los costes, la facturación o el beneficio esperado, tiempo de dedicación, compatibilidad de horarios, etc.

Cualquier proyecto debería tener los siguientes objetivos:

1. Supervivencia a largo plazo

La actividad, sea complementaria o principal debe planificarse con idea de continuidad, utilizando programas de formación que actualicen nuestras decisiones, desarrollando sistemas de trabajo coherentes con el perfil del trabajador o con el marco temporal en el que nos desenvolvemos.

2. Crecimiento constante del capital

Necesariamente debe ser un objetivo principal el que nuestro capital inicial no sufra decrementos, debemos aportar valor añadido para hacerle crecer al menos algunos pocos puntos por encima de la inflación. En caso contrario hubiera sido mejor dejarlo en un depósito a plazo fijo una cantidad de años. Al menos no hubiéramos empleado tiempo y esfuerzo podríamos haberlo hecho en cualquier otra actividad.

3. Conseguir altos rendimientos.

El fin último de cualquier empresa es la generación de beneficios. Podemos tolerar algunos (pocos) años de pérdidas achacándolas a la implantación y desarrollo de procesos iniciales para fijar estructura. Estos años son de duro y poco lucido trabajo, por eso el capital inicial soporta la ausencia de beneficios. Pasado este tiempo la razón de ser de la actividad económica debe ser la generación de beneficios.

Desarrollaremos por separado nuestros tres objetivos aplicándolos directamente a la actividad de trading con activos, para descubrir que esto es un negocio como cualquier otro.

…y estrictamente por ese orden.

Buen día y buena suerte Flyhunters!!

0 0 vote
Article Rating
Subscribe
Notify of
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios